Saltar al contenido

¿Como aliviar una indigestión con remedios naturales?

La indigestión, una de las tantas afecciones que sufrimos a diario, principalmente cuando abusamos de las comidas que no debemos a horas no adecuadas o ingesta de comidas en mal estado. Médicamente se le conoce bajo el nombre de dispepsia, causado por ciertos trastornos en la secreción de los jugos digestivos estomacales. Muchas veces este malestar, nos ocurre después de consumir alimentos picantes, grasosos o comer en exceso y pesado.

Indigestion

La indigestión de cierta forma, tiende a complicarse debido a la enfermedad por reflujo gastroesofágico conocido como ERGE, el síndrome del colon irritable, estrés o ansiedad, obesidad, úlceras, infección estomacal, enfermedad tiroidea, tabaquismo y ciertos medicamentos que te pegan en el estómago. Entre los síntomas más comunes destacan: hinchazón, gases, dolor abdominal, sensación de ardor en zonas altas del abdomen e incluso hasta vómitos.

Aquí la cuestión se trata de equilibrar los jugos gástricos para contrarrestar los efectos de la indigestión, usando métodos o remedios naturales que podemos encontrar en cualquier parte para aliviar y sanar los síntomas rápidamente.

Bicarbonato de Sodio en la salud

Si eres de esas personas que piensan que el bicarbonato de sodio se utiliza solamente para cocinar o blanquear los dientes, te equivocas. Posee propiedades únicas que ayudan en el alivio del estómago. Así que en tu próxima ida al mercado no te olvides de tener siempre a la mano tu cajita de bicarbonato, pues será nuestro compañero de lucha para nuestras dolencias, además de ayudarnos a limpiar y cocinar.

Estudios y recopilaciones de anecdóticas a lo largo de la historia, han demostrado que algunas civilizaciones antiguas utilizaron preparaciones de bicarbonato de sodio para comidas como el pan o aquellos alimentos que requería un aumento en su masa. Al bicarbonato de sodio se conoce como “nahcolita” presente en la forma natural del mineral natrón. El mismo material se ha utilizado desde la antigüedad.

Por lo general el bicarbonato de sodio suele confundirse con el polvo de hornear por sus propiedades similares para la cocina y pastelería, pero cuidado y no vayas a usar el elemento errado como remedios naturales para tu indigestión.

Sabías que la mayoría de los antiácidos que tomamos para este problema contienen bicarbonato en sus componentes. Este funciona muy bueno para neutralizar de forma rápida el ácido estomacal, lo que ayuda a calmar la acidez del mismo, la mala digestión e incluso hasta el dolor de úlcera.

La dosificación recomendada típicamente es usar media cucharadita de bicarbonato disuelta en medio vaso con agua, tome esta preparación cada dos horas (no tome más de siete ½ cucharaditas en las 24 horas del tratamiento). Se recomienda usarlo solo como tratamiento temporal (no crónico).

Tradiciones bien arraigadas – otros remedios naturales

Entre los remedios naturales más señalados tenemos al jengibre. Este nos ayuda a estimular los jugos digestivos y el flujo de enzimas que nos colaboran a digerir mejor la comida. Esto hace que el jengibre sea un remedio eficaz para la indigestión, especialmente cuando es causado por comer en exceso.

Semillas de Hinojo: son otro remedio natural muy útil para aliviar la mala digestión cuando esta fue causada por comidas muy picantes o muy grasosas. Las semillas de hinojo contienen aceites volátiles que pueden ayudar a quitarte las náuseas y controlar la flatulencia. Tome media cucharadita de este polvo combinado junto con el agua. Siga este remedio dos veces al día.

No importa qué medicinas alternativas o naturales prefieras, lo verdaderamente importante es que debes echarle un ojo crítico a los alimentos que comes, así como a la frecuencia con la que comes y cuánto comes. A cuidarnos para no pagarlo caro después.